Una boda rodeados de tiburones para el final de temporada de ‘Cuatro weddings’


Isabel y el Mago Juan, en ‘Cuatro weddings’.
CUATR0

¿Por qué no nos casamos rodeados de tiburones? ¿Y si nuestra boda es como un estreno de cine con alfombra roja y palomitas? Si algo ha caracterizado esta temporada a las parejas de Cuatro weddings es que no han escatimado en originalidad para conseguir el premio final del programa, una luna de miel de ensueño.

El espacio nupcial de Cuatro concluye este lunes, a las 22:45 horas, su primera temporada con cuatro enlaces que no tienen nada que envidiar a los de anteriores entregas. La primera será la boda acuática de Carolina y Rubén, dos mallorquines que se casarán en la catedral de Palma de Mallorca. La fiesta posterior la celebrarán en un acuario donde los comensales bailarán rodeados de tiburones y degustarán un menú enteramente vegetariano.

Por su parte, Esmeralda y Javi son una pareja de Ciudad Real unidos por la política: se conocieron repartiendo publicidad de Ciudadanos. En el programa de hoy, los espectadores podrán ver como se casan en el centro cívico de Daimiel de la forma más cinematográfica posible: con alfombra roja, palomitas y el cine como telón de fondo.

Novios desde la adolescencia, Dámaris y Francisco, mantuvieron su relación de manera intermitente hasta que hace dos años decidieron casarse por lo civil, aunque con una gran presencia de la Semana Santa sevillana, ya que ambos son cofrades.

La magia será la protagonista del último enlace. Isabel y el Mago Juan, cuya diferencia de más de 25 años edad no impedirá que el suyo sea un amor apasionado y su boda una de las más espectaculares de la primera temporada de Cuatro weddings.



MÁS INFORMACIÓN

¿Deseas opinar sobre este artículo?
SiteLock
Facebook