Células mesenquimales son clave para mejorar la calidad de vida de pacientes con enfermedades crónicas


Diana Castañeda
Agencia Latina de Noticias de Medicina y Salud Pública

Las células madre (hMSC) Mesenchymal Stem Cells o Mesenchymal Stromal Cells llevan varios años siendo protagonistas en las investigaciones modernas dadas sus aplicaciones clínicas y su importancia biológica.

Es así como investigadores de la Unidad de Terapias Avanzadas del IDCBIS (Instituto Distrital de Ciencia, Biotecnología e Innovación en Salud), avanzan en el estudio sobre la biología de las células mesenquimales y sus posibles aplicaciones en medicina que permitan mejorar la calidad de vida de pacientes con diferentes condiciones, ya que se ha observado que estas modulan reacciones adversas en distintas enfermedades, sobre todo en las degenerativas y autoinmunes.

Las células mesenquimales regeneran y reparan los tejidos dañados y sustituyen las células que mueren rutinariamente, estas se caracterizan por tener una gran capacidad de expansión y diferenciación, lo que les permite renovarse con facilidad y dar lugar a diversos tipos celulares, como células óseas, adiposas y cartilaginosas; además cuentan con capacidad para la regeneración de tejidos, ayudando a la cicatrización, evitando la muerte celular y facilitando la formación de nuevos vasos sanguíneos.

En los laboratorios del IDCBIS se investiga y evalúa el potencial de las células madre mesenquimales, que se extraen de cordones umbilicales donados por maternas colombianas, para disminuir la inflamación y regular la actividad de las células del sistema inmune en múltiples enfermedades.

Además se realizan investigaciones de ingeniería de tejidos que están enfocadas en la generación de estructuras que soportan las células madres mesenquimales para la regeneración/reparación de piel (quemaduras y úlceras), hueso (fracturas y perdidas óseas) y cartílago (osteoartritis).

A su vez, se desarrollan modelos de simulación a partir de células mesenquimales para recrear enfermedades metabólicas de origen genético y así evaluar la eficacia de los medicamentos empleados en estas patologías.

Actualmente el único tratamiento aprobado en el mundo es el trasplante de células formadoras de sangre presentes en la médula ósea o en sangre periférica extraída de un donante o del mismo paciente. Los demás tratamientos que involucran el uso de células madre, como en la investigación llevada a cabo en el IDCBIS, se encuentran en fase experimental.

Este proyecto de investigación, entre otros que actualmente se desarrollan en el IDCBIS, se lleva a cabo bajo el liderazgo del director del Instituto, el doctor Bernardo Camacho, quien fue recientemente reelegido como líder del Instituto por unanimidad por la junta directiva, compuesta por la Pontificia Universidad Javeriana, la Universidad Nacional, la Universidad de Los Andes, el Instituto Nacional de Cancerología y la Alcaldía Mayor de Bogotá – Secretaría Distrital de Salud junto con las subredes integradas de servicios en salud: Centro Oriente, Sur Occidente y Norte.



MÁS INFORMACIÓN

¿Deseas opinar sobre este artículo?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

SiteLock
Facebook