Cara Delevingne carga contra el Coachella por donar a organizaciones proarmas y anti-LGTB


Cara Delevingne junto con su hermana Poppy en Coachella, en 2014.
INSTAGRAM


La modelo y actriz británica Cara Delevingne ha decidido no asistir más al Coachella, un festival de música que, año tras año, reune a todo tipo de celebridades e ‘influencers’ en pleno desierto de Palm Springs.

Delevingne, que se había convertido en una de las it girls habituales de este festival, explicó este sábado en su cuenta de Instagram cuál era el motivo por el que no iba a asistir más.

La modelo aprovechaba su cuenta de Instagram para hacerse eco de una noticia que aseguraba que “el dueño de Coachella está dando su dinero a políticos a favor del uso de armas y en contra de los derechos LGTB y del aborto”.

“Para que lo sepáis”, decía Delevingne, seguido del hashtag #NOchella, mostrando su desaprobación con el festival.

Y es que, como recoge el portal Complex, el año pasado se reveló que el dueño de Coachella, Philip Anschutz, había donado hasta 190.000 dólares a grupos conservadores, incluídas organizaciones anti LGTBQ como Alliance Defending Freedom.

Además, el billonario de 78 años, también habría donado cerca de 200.000 dólares a políticos republicanos y a Super PACs (organizaciones que recaudan fondos y los destinan a apoyar a los candidatos) durante 2017. Entre los beneficiados se encontraban el senador proarmas de Colorado Cory Gardner, el congresista de Colorado Scott Tipton, que se opone al matrimonio homosexual y al aborto, y el representante provida de Estados Unidos, Mike Coffman.

Es por ello que celebrities como Delevingne o la modelo Adwoa Aboah han compartido en sus redes sociales fotografías en las que se oponen a asistir y promover el festival.

A raíz de estas revelaciones, la indignación ha llegado hasta Twitter, donde muchos usuarios se muestran contrarios y decepcionados con el festival. “Me pregunto si Beyoncé sabrá que Coachella dona dinero a los republicanos que votan en contra del control de armas y que su propietario no considera que Obama sea ciudadano estadounidense”, dice uno de los usuarios.

Otro usuario criticaba el retroceso de aquellos que asisten al festival: “El dinero que os gastáis en los tickets sirve para apoyar que nos quiten nuestros derechos sobre nuestros cuerpos y nuestras vidas. Estáis dando un paso atrás en el progreso“.





MÁS INFORMACIÓN

¿Deseas opinar sobre este artículo?
SiteLock
Facebook